Del derecho y del revés

Blog del ciclo creado y coordinado por Laura Capella

Un ciudadano implacable

El martes 16 de Julio, en el segundo encuentro del mes, Carlos Solero se refirió a Primo Levi:
Para Primo Levi el fin de la guerra no era el fin de los horrores y padecimientos porque persistían el autoritarismo, la demagogia y las injusticias sociales. De algún modo Levi era un testigo incómodo de las claudicaciones de los jerarcas de las potencias en pugna en la Segunda Guerra Mundial y se sentía obligado moralmente por su supervivencia a dar testimonio a las nuevas generaciones.
16-07-2013CarlosSolero 001

El querido Carlos Solero acomodando sus papeles, sus lecturas generosas… hasta sus publicaciones que trajo para obsequiar!!! Sembrando palabra y pensamiento crítico…

16-07-2013CarlosSolero 002

Invitando a la re-inauguración del Centro Cultural, ahora con el nombre del querido Negro, Roberto Fontanarrosa!!!

16-07-2013CarlosSolero 003

Leyendo también lo que queda del ciclo de julio, la participación brillante de Graciela Aletta de Sylvas y de David Fuks.

16-07-2013CarlosSolero 005

Carlos Solero, Hijo de madre y padre autodidactas, descendiente de inmigrantes andaluces y gallegos, republicanos y socialistas libertarios.

16-07-2013CarlosSolero 006

Carlos Solero evocó a este hombre de mirada tan triste, Primo Levi, que nunca se sintió un héroe, hombre tal vez políticamente incorrecto, molesto, porque recordaba y porque que cuestionaba también a los aliados, al Ejército Rojo, y más adelante, en su última obra de la Trilogía de Auschwitz, Los hundidos y los salvados, a las dictaduras de América Latina, en los ’70.

16-07-2013CarlosSolero 011

Evocó también ese aspecto cuasi ingenuo del muy joven Primo Levi cuando se enrola con los partisanos antifascistas sin saber usar un arma. Al poco tiempo fue detenido y deportado al infierno de los campos polacos.

16-07-2013CarlosSolero 010

Si esto es un hombre. Primo Levi
Poema introductorio
Muchnik Editores S.A. . Barcelona 2001

Si esto es un hombre
Los que vivís seguros
En vuestras casas caldeadas
Los que os encontráis, al volver por la tarde,
La comida caliente y los rostros amigos:
Considerad si esto es un hombre
Quien trabaja en el fango
Quien no conoce la paz
Quien lucha por la mitad de un panecillo
Quien muere por un sí o por un no.
Considerad si es una mujer
Quien no tiene cabellos ni nombre
Ni fuerzas para recordarlo
Vacía la mirada y frío el regazo
Como una rana invernal.
Pensad que esto ha sucedido:
Os encomiendo estas palabras.
Grabadlas en vuestros corazones
Al estar en casa, al ir por la calle,
Al acostaros, al levantaros;
Repetídselas al vuestros hijos.
O que vuestra casa se derrumbe,
La enfermedad os imposibilite,
Vuestros descendientes os vuelvan el rostro.

 

Desade aquí puede descargarse el texto en formato pdf de Si esto es un hombre.

Desde aquí puede descargarse el texto en formato pdf de Los hundidos y los salvados.



Categories: Derechos humanos

Tags: ,

La parte más interesante: Dejá un comentario